Día 5 Guate – Yaxhá y Tikal

Después de una noche un tanto complicada en el Bus de Línea Dorada, llegamos a la estación de buses en Santa Elena, Flores a las 5:30 am. Nuestro plan para visitar Petén comprendía dos sitios arqueológicos mayas: Yaxhá y Tikal, para lo cual contratamos un transporte privado por $120 que nos llevaría a algún lugar a desayunar, nos trasladaría a Yaxhá, esperaría a que hiciéramos el recorrido y eventualmente nos llevaría a Tikal donde teníamos la reservación de nuestro hotel Jaguar Inn dentro del parque. La reservación del transporte por seguridad la hicimos a través del hotel, sin embargo,pedimos el contacto de nuestro chofer don Rolando para tenerlo de referencia para familiares y amigos, con quién se puede negociar un mejor precio directamente… si a vos te interesa podés escribirnos por la página de contacto y con todo gusto te lo damos.

En la estación de buses, mientras esperábamos nos compramos dos café y un pan pero la verdad, el café estuvo tan malo que les recomiendo evitar este mal sabor de boca y esperar al desayuno. En la estación además hay alquiler de baños por 5Q que son realmente los peores baños que he visto en la vida. Después de unos 15 minutos, llegó nuestro conductor y con el cielo aún oscuro salimos camino hacia El Remate, un pueblo intermedio entre Yaxhá y Tikal donde desayunaríamos.

dsc_0054
Río Petén Itzá visto desde el pueblo El Remate

El Remate es un pequeño pueblo que lleva este nombre debido a que está al límite del Lago Petén Itzá, es una buena opción de hospedaje más económica que hospedarse en Tikal y con opciones para desayunar en caso que anden por estas zonas. Fuimos a desayunar al restaurante del Hotel Gardenias que está en la parte alta desde la que se tienen vistas del Lago. Un lugar realmente bonito, con desayunos económicos y súper deliciosos, una recomendación con las 3B definitiva. Acá desayunamos en la forma tradicional Guatemalteca: huevos, frijoles, plátanos, natilla y uno de los mejores quesos que hayamos probado, que según nos dijo don Rolando nuestro chofer es producto de la zona. Al final, por el desayuno de los 3 (ya que parece que por norma general se debe invitar al chofer, aunque nosotros lo hicimos de corazón) nos costó 86Q ($12 aproximadamente).

dsc_0051
Desayuno en el hotel Gardenias – El Remate

De regreso, le pedí a don Rolando si nos podía parar en un muelle súper bonito que vimos cuando íbamos de paso para tomar unas fotos… resultó que el muelle es parte de un hotel con ese mismo nombre “El Muelle”, el cual tiene hospedaje a precios súper accesibles y que recomendamos grandemente. Don Rolando conversó con el dueño y nos dejaron pasar para tomar fotografías! Es realmente lindo el lugar… Acá aprovechamos para cambiar $100 a un tipo de cambio poco favorable pero que estando en estos lugares ya era evidente que así sería.

dsc_0077
Hotel El Muelle en el Remate

Después de una parada de unos 20 minutos, continuamos hacia Yaxhá que está a 45 km de El Remate y que nos tomó unos 45 minutos en llegar ya que en cierto punto la carretera se hace de piedra, y se evidencia aún más lo remoto del lugar, con unas pocas casas esparcidas en el camino y que evidenciaba la pobreza de la zona.

dsc_0090
Camino a Yaxhá en un camino de lastre infinito

Llegamos al centro para visitantes en Yaxhá que no estaba terminado para la fecha en que hicimos el viaje, acá compramos las entradas de Yaxhá por 160Q (Unos $22) y donde inicialmente un muchacho trata de vendernos el recorrido guiado en 350Q(Casi $50) por 3-4 horas pero que nos pareció muy caro… tratamos de regatear pero no logramos llegar a un precio que nos pareciera justo a ambas partes y decidimos no aceptarlo. Nos volvimos a subir en el transporte para que nos acercara a la entrada del sitio propiamente y donde el conductor nos indicó que tal vez encontraríamos otras personas que nos ofrecieran el tour.

Llegamos a la entrada del parque donde solamente se encontraba un muchacho que chequeaba el tiquete y que tenía a la venta agua a un precio triplicado, pero vamos que estábamos en el medio de la nada. La recomendación para visitar Yaxhá es llevar abundante agua, bloqueador, y zapatos cerrados, de preferencia para montaña ya que se camina mucho, se suben gradas y entre más agarre tengan los zapatos, mejor! Ya estábamos casi a punto de empezar el recorrido solos por nuestra cuenta cuando preguntamos si no habían otro guías, y el muchacho que nos revisó la entrada llamó a alguien que unos 10 minutos después llegaría para darnos el tour. Acordamos el precio en 250Q (Unos $34) y salimos a hacer el recorrido.

A pesar que estuvimos a punto de empezar el recorrido sin guía, esto es algo que no recomendamos en lo absoluto! Si vas sin guía, solo vas a ver monte, cerros y piedras… pero con el guía entendés realmente las ruinas, te explican de las pirámides que aún se encuentran debajo de los cerros, el trabajo que llevó desenterrarlas, las tradiciones mayas, el juego de la pelota, la diferencia entre una pirámide y un templo, la explicación de los palacios y mucho más. El precio puede creerse que es un poco elevado, pero es mejor hacerse a la idea que va incluido en la entrada y ahorrar en otros puntos y permitirse ya que llegaste hasta acá, pagar ese guía para no ir solo a tomar fotos de unas piedras viejas 🙂

dsc_0096
Maqueta en la entrada del Parque Yaxhá

Empezamos nuestro recorrido con Daniel Moisés nuestro guía, quien trabajó en conjunto con los arqueólogos en el sitio: desenterrando, haciendo pruebas de carbono 14, haciendo mediciones y utilizando tecnología de sondeo para hacer una recreación de los lugares que aún están bajo tierra, lugares que fueron comidos por la naturaleza en años y años de abandono. No más entrando, de frente ahí estaba la primer estructura que antes del tour hubiera llamado pirámide, pero no, era un templo, un templo de observación que era utilizado por los sacerdotes para estudiar los astros, por eso mismo al frente está, bajo lo que se ve solo como un cerro de tres picos la estructura del complejo astronómico.

Continuamos nuestro recorrido, y Moisés nos explicó de la calzada que existió y que hacían con toda la pomposidad con metros de metros del ancho, donde cada periodo de poder se trataba de mostrar la riqueza y el poderío con construcciones cada vez más grandes. Yaxhá llegó a tener más de 500 estructuras, muchas de las que hoy en día están enterradas bajo cerros y no solo eso, sino repleta de árboles que han crecido encima y no arbustitos… árboles!! De hecho Moisés nos comentó que hay muchas estructuras donde las raíces de los árboles las han despedazado y llevaría mucho trabajo las tareas de desentierro, limpieza y reparación, por lo que muy probablemente ahí se queden por siempre.

dsc_0129
Debajo de ese cerro hay una estructura maya, los árboles han despedazado la piedra por dentro

Llegamos al primer complejo donde pudimos observar los palacios, que son estructuras rectangulares que servían de aposento para las clases más altas de la civilización maya, no cualquiera podía entrar y menos aún vivir en estos lugares. Y justo en este lugar vimos por primera vez la estructura donde se llevaba a cabo el Juego de la Pelota, una tradición maya con propósitos de entretenimiento, pero también para la resolución de conflictos políticos y hasta para sacrificio.

dsc_0132
Palacio Maya en Yaxhá
dsc_0136
Juego de la pelota en Yaxhá

Frente al juego de la pelota se encontraba una pirámide de sacrificio, este lugar era utilizado según la tradición para ritos mayas, donde tenían creencias que el ganador del juego de la pelota debía ser sacrificado (cortando su cabeza en las escaleras de la pirámide) y esto era todo un honor, ser entregado a sus dioses… La diferencia básicamente entre pirámides y templos, era primero sus usos, y luego que las pirámides tenían gradas de ascenso en las 4 direcciones, mientras que los templos solo unas en su parte delantera. La razón por crear estas estructuras tan altas era estar más cerca de sus dioses, y dependiendo del tipo de estructura solamente ciertas personas de la jerarquía social podían ascender, eran lugares sagrado (y si tan solo supieran que ahora los turistas subimos a libre para tener un bonito selfie… ).

Siguiendo con el recorrido llegamos al complejo astronómico mayor… con la misma función y arquitectura que las primeras estructuras que encontramos en Yaxhá pero en un tamaño mucho mayor, fue construido muy probablemente con las mismas intenciones de mostrar mayor poderío. El lugar está completamente cubierto por el cerro, así que solo queda asombrarse con el tamaño de la montaña… e imaginar lo que hay por debajo. En esta estructura se cuenta con unas escaleras de madera hasta las cuales se puede llevar a la cima a una plataforma desde donde se tiene la primer vista de la laguna Yaxhá, la acrópolis norte y el templo 216 que es la más grande estructura y la cereza en el pastel de la visita del día.

Después de subir y bajar las mil y un escaleras y recuperar el aire, nos acercamos a la Acrópolis Norte que es un complejo conformado principalmente por 3 estructuras, impresionantes, imponentes y súper altas. El lugar te deja sin aliento, cuando llegamos no habían personas en las estructuras y en el momento que nuestro guía nos dijo: pueden subir a las estructuras yo me sentí como una niña a quien le acaban de dar un dulce!! Íbamos a subir a una de las estructuras!! Nos advirtieron que lo tomáramos con calma pues hay escalones rotos que hay que subir en diferentes sectores, y pues la altura de las estructuras es bastante grande. Así que con nuestros Merell bien puestos, nos pusimos manos a la obra, o pies a las escaleras y empezamos a subir… Son tantas gradas y con un tamaño tan pequeño en el escalón, que llegás a la parte de arriba sin aliento, tenés que seguir subiendo y los escalones se hacen más altos y esto hace que te cansés más, pero llegás arriba y se te olvida el cansancio… acabás de subir una pirámide Maya, un lugar que estuvo oculto en la selva por cientos de años, un lugar que fue edificado y que solo “ciertas” personas tenían el privilegio de subir! Y tenés unas vistas increíbles del templo 216, de la plataforma donde estuvimos antes y de las otras estructuras en la misma plaza.

dsc_0190
De fondo la plaza de la Acrópolis Norte

Nos sentamos a contemplar el paisaje, a pensar en la cantidad de selva que hay alrededor a tomar fotos y a disfrutar las otras estructuras… La pirámide se encontraba en trabajos de restauración y no pudimos subirla, pero si asombrarnos con la vista y su altura. Bajamos, y yo subí la segunda estructura, con una no tenía suficiente. Después de disfrutarla toda para mi sola, empecé el descenso y faltando 3 escalones para terminar, caí sentada y bajé los últimos 3 escalones  con el trasero. Tuve suerte que fueran solamente tres, y me pasara estando más abajo, y a partir de ese momento aprendí que las estructuras mayas se bajan colocando los pies de medio lado :p tomen nota, eh?

DCIM100MEDIA
Conquistando el mundo Maya en la primer estructura que pudimos subir, en la Acrópolis Norte
DCIM100MEDIA
Vista desde la segunda estructura en la Acrópolis Norte en Yaxhá

Continuamos recorriendo el lugar, y después de unas estructuras más, la explicación de estelas que encontramos en el camino (las estelas son piedras rectangulares talladas que encierran mucha historia y eran colocadas de pie de forma horizontal) llegó la explicación de un hecho que a mi me dejó impactada, y es que, las estructuras fueron construidas y ampliadas en diferentes periodos de la historia, para mostrar más poder, para hacerlas más grandes, y por qué no, para tener algo qué hacer :p de esta forma, están por capas! Y en las capas internas de las estructuras los arqueólogos han encontrado los tallados originales que tenían y que gracias a ese “recubrimiento” para hacer más grande la estructura, han quedado intactos por dentro.

dsc_0230
Las estructuras mayas están construídas por capas, en esta foto se visualiza las diferentes capas de su construcción hasta que llegaron a ser lo que vemos a hoy

Para finalizar nuestro recorrido, Moisés nos guardó lo mejor, el ascenso a la pirámide 216 desde la que se tienen unas vistas impresionantes del lago Yaxhá. Esta pirámide es usualmente utilizada para disfrutar de atardeceres hermosos por la dirección a la que apunta, algo que nosotros no buscábamos pues estaríamos en Tikal para esa hora, pero que si te coincide dicen es un espectáculo digno de admirar. Estuvimos un rato acá disfrutando la vista, donde no se puede dejar pasar el color verde esmeralda del lago. Hay una isla en el lago donde según nos comentó Moisés se puede llegar en barco y hay restos de estructuras mayas. Moisés nos recomendó el mejor sitio para tomar la foto con la vista de parte de la estructura y el lago, una foto para el recuerdo del día que conquistamos la cima del mundo Maya-Yaxhá.

Después de estar en su cima, bajamos para verla de frente, donde Moisés nos mostró los altares Mayas tanto el antiguo como el nuevo que es utilizado al día de hoy por personas con las creencias de sus ancestros para llevar a cabo ceremonias. Continuamos nuestro trayecto de regreso a la entrada del parque a eso de las 12:30 md, más de 3 horas después. El recorrido es largo, el calor es fuerte y ya se sentía el cansancio. Nos despedimos de Moisés solicitándole su contacto para futuras referencias de familias y amigos (si lo querés, me podés mandar un correo en la parte de Contacto y te lo doy con todo gusto) y con una alegría inmensa de haber contado con un guía que nos explicó tanto, y nos hizo entender lo que realmente significa este sitio.

dsc_0262
La estructura 216 en Yaxhá, la más grande y la cereza del pastel

Salimos y ahí estaba don Rolando, esperando por nosotros para trasladarnos a Tikal. Con nostalgia dijimos adiós a Yaxhá, la que muchos llaman la hermana menor de Tikal, no tan concurrido y que sin duda no tiene nada qué envidiar y en cambio mucho qué ofrecer. Vale la pena y más llegar hasta acá.

Nos subimos a nuestro transporte y empezamos el recorrido de regreso, y en menos de 15 minutos nos quedamos dormidos… no habíamos tenido la mejor de las noches en el bus y entre la caminata en Yaxhá y el calor, caímos rendidos. Teníamos una buseta para 15 pasajeros solo para nosotros 2, y no desperdiciaríamos tanto campo 🙂

El traslado de Yaxhá a Tikal se lleva 1 hora y 15 minutos aproximadamente, por lo que antes de las 2 estábamos en la entrada del parque. A la entrada del parque, nos indicaron que si entrábamos antes de las 3 pm debíamos pagar la entrada del día de hoy y deberíamos pagar mañana nuevamente y dado que la entrada tiene un costo de 150Q (Unos $20), preferimos esperar a las 3:00 pm y aprovechar para almorzar algo… en la entrada del parque hay un restaurante del cual leímos muy malas referencias y por dicha don Rolando nos recomendó un restaurante que un amigo suyo recién abrió 1 km antes de la llegada al parque, así que nos devolvimos.

El lugar tenía 8 días de abierto al momento que llegamos, tiene un estilo sencillo y rústico pero la comida estaba simplemente deliciosa, nos sirvieron arroz, vegetales, un plato con pollo y otro con carne y frijoles para compartir. Lo acompañamos con un fresco de jamaica, y una 7up. Y al final llegó una copa de frutas!! Al final pagamos 140Q (Unos $18)  que incluyó también el almuerzo de don Rolando. Es una opción BBB que si están en Tikal les recomendamos grandemente que vayan. El lugar lamentablemente no tenía nombre al momento que fuimos ya que estaba recién abierta, pero está aproximadamente a 1 km de la entrada de Tikal antes de llegar y está junto a una escuela 🙂 no hay muchos en el camino de fijo no te perdés (y si visitás la zona y ya tiene nombre el lugar, nos lo podés dejar en un comentario!).

dsc_0282
Nuestro delicioso almuerzo en un restaurante justo antes de llegar a Tikal
dsc_0277
Restaurante sin nombre

Minutos antes de las 3 fuimos hacia el parque nuevamente, y esta vez si pudimos comprar nuestras entradas en 150Q (Unos $20) por persona, que nos serviría para entrar hoy al parque al atardecer y mañana para hacer el recorrido de la zona. Desde la entrada donde comprás el tiquete hasta la zona donde están los hoteles y el punto de acceso hacia el parque, son aproximadamente 14 km y existen controles para verificar que los conductores duren 20 minutos entre la entrada y el parque, con lo que se evita que vayan muy rápido y puedan atropellar especies del parque.

dsc_0283
Entrada a Tikal

Llegamos a nuestro hotel Jaguar Inn aproximadamente a las 3:30 pm, nos despedimos de don Rolando agradeciendo por el gran día que nos había ayudado a tener y fuimos a nuestra habitación. El hotel es ecológico, esto significa que no hay agua caliente todo el día si no en ciertas horas, e igual la electricidad la cortan y las habitaciones son bastante sencillas, nada extraordinario. El Wifi solamente sirve en el lobby y es internet satelital por lo que la mitad del tiempo no sirve. El hotel es caro, el más caro que pagamos tanto en habitación como en comida, pero está a los pies de Tikal, lo que te permite realizar los tours del amanecer y atardecer en Tikal y evitar el traslado desde el hotel donde estás, así que básicamente pagás por comodidad.

Descansamos un par de horas porque estábamos muy cansados y nos agarró muy tarde para subir a la plaza principal de Tikal con la intención de ver el atardecer. Aún así a eso de las 5:10 empezamos el ascenso. Nos revisaron los tiquetes y con el cielo ya oscureciendo y muchas personas de regreso, empezamos un trayecto que nos tomó 25 minutos aproximadamente… no sabíamos que nos tomaría tanto tiempo! Llegamos para asombrarnos con las estructuras mas imponentes de Tikal pero también llegamos para decepcionarnos con un no-atardecer… El lugar estaba completamente nublado y no vimos ni un rayo de sol, ni un solo color en el firmamento. Tuvimos un cielo gris que minutos después pasaría a negro.

dsc_0285
Plaza central de Tikal donde veríamos el atardecer, pero solo nos ofreció un cielo gris
dsc_0286
Plaza central en Tikal sin nada de colores

Pero bueno, hicimos el intento no? Siempre pienso que es parte de las experiencias… No se despejó el volcán en Antigua, no vimos los colores preciosos que tanto nos gustó en las referencias de viaje sobre las estructuras en Tikal y todavía quedaba otro par de jugadas de la naturaleza que no adelantaré aún pero que evitaron tener esas vistas y fotos de postal. Pero aún así, no cambiaría nada de nuestro viaje, solo nos motiva a volver (en otra época del año, definitivo).

A eso de las 6:00 pm, empezamos el descenso y regresamos a nuestro hotel. Tomamos una cena de dos spaguetti boloñes con queso acompañada de dos piñas coladas y una torta de zanahoria (para nada recomendable) y pagamos 210Q (Unos $28). Pasamos una cena muy agradable conversando muchísimo con la camarera Argentina que nos atendió compartiendo historias de nuestros países y de la cultura en Guatemala. Una chica muy simpática que definitiva hizo nuestra cena muy amena!

dsc_0287
Hotel Jaguar Inn dentro de Tikal

Después de eso, no había mucho más que hacer considerando que el restaurante cierra a las 9:00 pm por el tema de la electricidad y demás, así que terminamos nuestra cena y nos fuimos a nuestra habitación a descansar de un día súper largo y cansado pero qué definitivo nos dio uno de los mejores itinerarios de viaje en Guatemala, con el primer contacto con el mundo Maya y que nos ha hecho desear conocer muchos otros como Chichen Itzá y Calakmul en México y hasta El Mirador en Guatemala donde se realiza un recorrido de 5 días en la selva.

Resumen de Gastos Día 5

 

Gasto Categoría Total
Traslado privado Flores-Yaxhá – Tikal  Transporte $120
Desayuno Hotel Las Gardenias (incluyendo el desayuno de nuestro chofer)  Comida $12
Entrada Yaxhá  Tour $22
Guía en Yaxhá  Tour $34
Almuerzo Restaurante de Camino a Tikal (incluyendo el almuerzo de nuestro chofer)  Comida $18
Entrada Tikal  Tour $40
Mapa de Tikal  Tour $3
Cena Hotel Jaguar Inn  Comida $28
Total día 5 (para 2 personas) $277

Diario Día 4 – Mercado de Chichicastenango Diario Día 6 – Tikal y Flores
Itinerario completo Guatemala

3 Comments

  1. Hola. Puedes regalarnos el dato del señor Rolando? Nos interes apara ir a yaxha. Nos encato tu diario

  2. Hola Luisa me alegra mucho que el diario les sea de utilidad!!! Este es el número de Javier el hijo de don Rolando: +502 4886 3225 podes contactarlo por WhatsApp (recordá agregar el +502:) no dudes en regatear el precio 💡 tip de ahorro jaja. Saludos!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *